Francia - La Casa Residencia de Mayores a la hora de la COP 21

La organización y el realizarse en París la COP 21, del 30 de noviembre al 1º de diciembre del 2015, fue ocasión de un inmenso estímulo e interrogantes. ¿Qué es la COP 21? ¿Qué nos vino a decir? ¿Cómo, a nosotras, viviendo en una Residencia, nos concierne esta conferencia internacional?

Generó estímulo para informarse y descubrir los objetivos de esta conferencia. Informaciones, lectura de periódicos, documentos, internet, fueron puestos a contribución. El director de la Residencia y el equipo de animación estuvieron de entrada muy motivados para esta ocasión.
 
Una conferencia: 
Para sensibilizar al conjunto de Residentes, tuvimos la suerte extraordinaria de contar con la Sra. Elena Lasida que aceptó venir a darnos una conferencia sobre los objetivos de la COP 21.
 
Logramos interesar y reunir a más de 80 personas: residentes, miembros de sus familias, personal, servicio de acogida, cocineros, miembros de la Congregación H.A y de comunidades vecinas. 
Elena Lasida conquistó al auditorio de forma interactiva y estimuló el interés y las preguntas de muchos.
Su mensaje fue claro: progresión mun-dial de la toma de conciencia de la crisis ecológica, urgencia de la situación y aconte-cimiento extraordinario que posiblemente valga la pena que nosotras valoremos: la presencia en París de 194 delegaciones nacionales entre 200 países de la ONU ¡Nunca se había visto cosa semejante!
 
Ella, Elena, hizo la relación con la Encíclica del Papa Francisco “Laudato si”:
  • Todo se nos ha dado: la Creación es un don, que pertenece a todos. Debemos reencontrar el sentido de la gratuidad.
  • Todo está relacionado: no se puede separar el clamor de la tierra y el de los pobres.
  • Todo es frágil: la tierra es frágil, lo humano es frágil, la vida es frágil. ¡En la fragilidad se genera la vida!
Con Elena Lasida descubrimos la “conversión ecológica”, la importancia de revisar nuestro estilo de vida, una dimensión verdaderamente espiritual y universal.
 
Un concurso: 
Para interesar al mayor número de personas, Marielle, la animadora de la Residencia organizó un concurso durante 3 semanas. Personal y Residentes formamos libremente equipos (propuesta ya empleada y que había sido muy positiva). Con gran cantidad de posters y paneles, cada semana se hacía difusión de un cuestionario de 10 preguntas, con fecha límite y un buzón para las respuestas. Las preguntas y los posters procedían mayoritariamente, del sitio web de la COP 21. A la 3ª semana se escrutaron las respuestas, el equipo ganador fue solemnemente aclamado en la merienda festiva tradicional con “la Galette” (el roscón) de Reyes.
 
Todos los equipos recibieron un premio, desde un calendario “La Tierra en 365 días” hasta un bonito álbum de fotos de Yann Arthus-Bertrand. Además a los miembros del equipo ganador les propusieron una visita a la Villette "El clima a 360º”.
 
Talleres de reflexión y puesta en marcha de reflexiones. Para no quedarnos en ideas o en hermosas declaraciones, llegó la hora de pasar al actuar. Los talleres reunieron a voluntarios que aportaron sus ideas, sus propuestas. Brotaban en profusión: luchar contra el despilfarro alimenticio, revisar la utilización de fotocopias y de papel, instaurar con rigor la selección de desechos, instalar cestos en sitios estratégicos para los periódicos, revistas, botellas de plástico, si es posible reducir el agua caliente, evitar ventanas abiertas (¡que calientan la calle…!) y apagar algunas luces por la noche.
 
También constatamos que había acciones que ya se ponían en práctica: pilas, tapones de plástico, cajas para periódicos, revistas, etc.
 
En nuestro lugar de Residencia, somos conscientes de participar modestamente, en el “cuidado de nuestro planeta”. Una manera de estar completamente presentes a nuestro mundo de hoy, a sus problemas, a su búsqueda y a su futuro.
 
 
Algunas palabras de participantes:
 
Patrick V., cocinero jefe:
“… Deseamos que esta iniciativa sea realizada y que no se guarde en el cajón de los recuerdos al cabo de algunas sesiones. Tenemos la voluntad de intervenir para dejar una herencia digna y lo más limpia y sana posible a las próximas generaciones. Dejemos a otros aquello de lo que hemos disfrutado y que nos ha sido legado. Que nadie se sienta culpable, pero todos nos sintamos responsables.”
 
Mireille B., responsable de la Acogida:
“Los puntos fuertes de este encuentro han sido el interés de cada uno por estos problemas, el dinamismo de los intercambios y la voluntad de actuar. De todo ello se sigue que individualmente, podemos hacer en lo cotidiano muchos pequeños gestos para cuidar de nuestro planeta.
Podemos cambiar nuestros comportamientos. Cada uno tiene un rol a realizar, y no tenemos derecho a decir: “yo no puedo nada respecto a esto”. Incluso estando en Residencia o trabajando en ella, podemos participar activamente para las generaciones futuras.”

Ha Marie-Annick
 
 
09/05/2016
Enregistrer au format PDF Imprimer l'article Enviar la referencia de este documento por email enviar por email
> Tous les articles remonter Remonter