Firma de los acuerdos de paz en Colombia

Como testiga privilegiada del proceso y de los intentos inagotables por lograr la paz reconozco el significado, los retos y posibilidades de este momento

Colombia 26 de Septiembre 2016. Hermanitas Laicos y Familias de la Asunción:

Con nuestra mente lúcida, hoy nuestro corazón vibra de alegría ante este inicio de paz tan anhelado.

Con la FIRMA DE LOS ACUERDOS DE PAZ entre el Gobierno y las FARC (Fuerzas Revolucionarias de Colombia.) vivimos un momento trascendental, después de una larga noche de 67 años de guerra, donde la mayoría de Colombianas y Colombianos no hemos conocido un país en paz. 
 
Somos conscientes que los acuerdos no van a solucionar todos los problemas sociales, económicos, culturales…pero tenemos la certeza que al firmar los Acuerdos, iniciamos un cambio fundamental lleno de transformaciones en todo sentido.
 
En este proceso las mujeres hemos tenido un papel esencial, nos hemos empoderado de este proyecto de construcción de Paz en el campo, en la ciudad, en la familia, en los colegios, universidades y en las instituciones gubernamentales. Como Hermanitas lo hemos experimentado profundamente al participar en la II Cumbre de Mujeres y Paz, promovido por ONU – MUJER, realizada en Bogotá, del 19 al 21 de septiembre. Participamos 500 mujeres representando todas las regiones, etnias y diversidades, junto con 200 invitadas/os nacionales e internacionales.
 
Hoy conscientemente optamos y acogemos la paz, unidas a muchas organizaciones que le están apostando a este proyecto.
Confiamos en su solidaridad, su oración que se convierte en fortaleza para que los Acuerdos de Paz se refrenden el 2 de octubre más allá de la oscuridad que quiere opacarlos.
 
Hoy con la fe puesta en nuestro Dios y en la capacidad de transformación que tenemos como personas se enciende una luz de esperanza, a pesar de las contradicciones existentes en nuestro país, creemos que muchas y muchos colombianos, seguiremos alimentándola en el diario vivir.
 
Finalizamos este mensaje con las palabra de Virginia M. Bouvier (Consejera para procesos de paz en el Instituto de paz de Estados Unidos) :
 
“Como testiga privilegiada del proceso y de los intentos inagotables por lograr la paz reconozco el significado, los retos y posibilidades de este momento.”
¡Queremos hacer partícipe a toda Congregación y familias de la Asunción, de este gozo.! Esperamos que el 2 de Octubre como pueblo confirmemos la construcción de paz en el Plebiscito. 
 
06/10/2016
Enregistrer au format PDF Imprimer l'article Enviar la referencia de este documento por email enviar por email
> Tous les articles remonter Remonter