Comprometidas en el Movimiento du Nid

Isabel, Hermanita de 89 años, nos comparte cómo se encontró con personas en la prostitución y cómo ha vivido este compromiso junto a ellas en el Movimiento du Nid

Los militantes del Movimiento du Nid van al encuentro de las personas que se prostituyen, en algunos barrios de de las ciudades o en las Carreteras, las acompañan en su demanda de reinserción, preparan "información" para sensibilizar a los jóvenes, en cuanto a los peligros que pueden encontrar y sufrir. Intervienen en los colegios, institutos, en algunas escuelas de trabajadores sociales, con los mismos T. sociales, y en el mundo judicial, puesto que el fenómeno de la prostitución da miedo y sus causas son a menudo desconocidas. El Movimiento lucha para llegar a elaborar una estrategia para la "desaparición de la prostitución".
 
Hermana Isabel, HA de 89 años, nos comparte cómo se encontró con personas en la prostitución y cómo ha vivido este compromiso a su lado, en el Movimiento du Nid :
Descubrí el Nid en 1965, a partir de la JOC que respaldaba y animaba en el Barrio de Carriet en Lormont, cerca de Burdeos. ¡¡Hace casi un siglo‼ Trabajé 6 años en l’Amicale du Nid y después 20 años en un servicio de la Dirección Departamental de los Asuntos Sanitarios y Sociales. 
El Movimiento del Nid nació en Montpellier (1993), por la voluntad de una antigua prostituta, convertida en militante y de una jubilada (antes profesora Asistenta Social, que regresó a su departamento de origen: le Hérault). Esto se realizó con el apoyo de la delegación de Nîmes. 
 
Su objetivo es permitir una acogida incondicional a las personas, su reconocimiento sean quienes sean, creerlas siempre a través de nuestra "escucha". Nos exige vaciamiento de si, de nuestras ideas, proyectos, de nuestro mundo afectivo, de nuestra voluntad. Les amamos "gratuitamente", por ellas. 
 
Son amadas por Dios, creadas por El a su imagen, a menudo deformada, destrozada, pero hemos de hallar y mirar lo que en ellas hay de humano.
Un encuentro amistoso, un apoyo en sus gestiones, una ayuda directa cuando es necesaria. Ayudar a las personas a recuperar la confianza en sí mismas, ya sea en su situación de prostitución, o en los pasos a realizar, si expresan la voluntad de abandonarla. Facilitar su recorrido de inserción cuando lo desean, acompañándolas en sus "senderos" de derecho común, o hacia las asociaciones especializadas o gracias à una « red » en el barrio (familias de acogida para los hijos de estas personas) 
A nivel preventivo: trabajamos para sensibilizar la opinión pública, para multiplicar los lugares de prevención y contribuir a la emergencia de una "sociedad sin prostitución."
 
Aunque nunca tuve miedo, no hubiera podido vivir este compromiso sin el apoyo de la vida comunitaria y de la oración. 
 
Ha Isabel
 
22/04/2015
Enregistrer au format PDF Imprimer l'article Enviar la referencia de este documento por email enviar por email
> Tous les articles remonter Remonter