Colombia - Encuentro internacional de las Ansas

El encuentro internacional de las Ansas tuvo lugar en enero en Medellín. Con alegría rodeamos Patricia y Luz Amparo por su primer compromiso, y Alba y Marta Elena por su admisión definitiva. He aquí sus testimonios.

 
 
Luz Marina, Alba, John Freddy, Patricia, Luz Amparo, Victor, Marta Elena, Amparo
 
“Hola compañeras ANSAS, soy Marta Rivillas de Colombia; quiero compartirles la felicidad que siento al confirmar mi voto definitivo como Laica Consagrada en la Ansa. Llevo caminando 13 años, viviendo la Misión, con Amor, Alegría, Servicio, Luchas... Pero con gran valor de sentir, decir y testimoniar, que Jesús y María, son mis principales ejes de control.
Mi familia, amigos, trabajo, Iglesia... reciben algo de mí, la idea es infundir y cumplir los VALORES DEL REINO y así todos trabajar por la Salvación y disfrutar sanamente de la Vida.
Gracias a las Hermanitas de la Asunción, quienes desde mi familia las compartimos, creciendo en la espiritualidad... y gracias a todas las Ansas de cada país, de quien tengo mucho en mi corazón y las FELICITO per la elección de querer comprometerse y vivir en libertad la vida, amando y sirviendo a nuestros hermanos.
 
 !UN FUERTE ABRAZO FRATERNAL !”
Marta Elena Rivillas Casas
 
 
Alba y Suzette
 
“Querid@s tod@s:
Reciban mi saludo cariñoso y la alegría de poder compartir mi testimonio de vida como laica Consagrada, en la asociación nuestra señora de la asunción (Ansa).
Soy la menor de 6 hermanos, tres de ellos ya partieron a la casa del Padre.
Mi mamá y mi hermana mayor (Amparo) recientemente compartió la pascua del Señor, marcaron mi vida con una fe profunda en el amor de Dios y su misericordia; inicio mi camino de búsqueda del querer de Dios desde temprana edad, formando parte de diferentes grupos como la J.O.C, Grupo de catequistas, Grupo vocacional, cruz roja del colegio y escuela; grupos que maduraban en mí el deseo de entrega al pequeño y necesitado.
En el año 2006 después de tocar puertas en varias instituciones (comunidades religiosas) donde creía estaba manifestada la voluntad de Dios para seguirle, comprendí que era en la casa al lado de mi hermana sirviéndole de compañía y estar pronta para diligenciar citas médicas, conseguir medicamentos etc. Ahí comencé mi caminar en la asociación después de ser aceptada para mi compromiso en el año 2008; desde ahí mi vida toma otro giro, mi quehacer cotidiano lo tomo como mi misión de laica consagrada, me comprometo a colaborar en mi parroquia como ministra de la eucaristía, llevándola a los preferidos del señor los pobres de salud, cada año renové mi compromiso consciente de mis debilidades y fortalezas, hasta el año 2014 donde después de hacer mi petición para mi compromiso definitivo y presentar la autoevaluación de mi caminar, fui aceptada, y con gozo pleno se llevó a cabo en el encuentro internacional Ansa de este año.
Con mi oración y eucaristía cada día siento; alimento, fortifico y animo mi entrega a Jesús salvador y servidor, quien me ha llamado y me da su fuerza para responderle en fidelidad.
Dios gracias a Dios por su llamada, a la asociación por aceptarme como miembro y acompañarme a serle fiel.
Con Ustedes contenta de ser laica consagrada Ansa.”
Alba 
 
 
“Desde muy niña mi vida fue con grandes dificultades que marcó mucho mi vida personal. Sin embargo a pesar de todo le doy gracias a Dios, por mirarme con ojos de misericordia, porque su amor hacia mí, ha transformado mi vida. Dios me ha bendecido, al llamarme por mi propio nombre, invitándome a formar parte de la familia espiritual Ansa, Asociación que me ha acogido con los brazos abiertos y con mucho cariño. Mi mayor deseo es ser fiel a Dios, en todos los momento de mi vida, siguiendo con alegría y paz a Jesús servidor y salvador, y que mis actos hablen Jesucristo. 
Desde que ingrese a la Ansa, en mi familia han notado en mí cambios positivos. Me han dicho que ahora sonrío más, participo de decisiones en el hogar, hablo con las personas que van a la casa a visitarnos, y hay en mí un cariño especial hacia los niños, que me tiene feliz. Estar en las Ansas es y ha sido una bendición para mi vida personal y familiar. Ansas gracias por aceptarme tal como soy y por estar ahí, cuando más las necesito. Gracias por sus correcciones fraternas, que me han ayudado a crecer como persona consagrada.” 
Patricia
 
 
“He sido bendecida desde pequeña, porque a través de mis dificultades como la extrema pobreza y la ausencia de mis padres, mi padre por abandono y mi madre por trabajo, encontré en las Hermanitas de la Asunción, los Fundadores y la Espiritualidad Asuncionista; el rostro de Cristo que escucha, que sirve, que ama, que corrige, que perdona, que hace presencia, que guía, que alivia, que anuncia y que transforma. Y así fui descubriendo el amor de Dios en mi vida y fue creciendo mi fe, mi amor por Él y el deseo de seguirlo, servirlo y anunciarlo a mis hermanos y hermanas que sufren, que tienen necesidades. 
Uno de mis mayores testimonios ha sido mi propia transformación en mi dignidad personal que me ha ayudado a buscar en Dios la mejor opción para vivir mi vida; por este motivo en el llamado que Dios me ha hecho, siento que debo dar de beber la misma fuente que las hermanitas y las personas que me ayudaron a levantar, me dieron de beber. De esta manera y buscando extender el Reino de Dios hemos trabajado y conformado el grupo de laicos en Medellín que se reúne para vivir la Espiritualidad Asuncionista en Seguimiento de Jesús Servidor y Salvador.
 
Estando con los laicos sentí nuevamente un llamado a través de la Asociación Nuestra Señora de la Asunción; a tomar más conciencia de mi compromiso como bautizada, a estar atenta a la vida, a ser una mujer entregada y consagrada a la voluntad de Dios, a trabajar por encontrarme más con Cristo y mis hermanos a través de la Oración, la Eucaristía, y el servicio, a ser testimonio de un Cristo vivo y Resucitado que me invita a vivir mi resurrección en Él, por Él y para Él, a vivir este proyecto de vida de las Ansas con humildad y sencillez para la Gloria de Dios.”
 
Luz Amparo
30/06/2014
Enregistrer au format PDF Imprimer l'article Enviar la referencia de este documento por email enviar por email
> Tous les articles remonter Remonter