Antoinette Fage en 1864 : un encuentro decisivo

En 1853 entra a formar parte de la Asociación de Nuestra Señora del Buen Consejo. Desde entonces Antoinette profesa un amor profundo a la Virgen María. Mas tarde dirá a menudo : "Es a Nuestra Señora del Buen Consejo a quien le debo mi vocación". En 1861, tiene 37 años : acepta dirigir un orfelinato de jóvenes, entra a la Orden Tercera Dominicana. De apariencia endeble, es alegre, llena de vida, amada por las jóvenes. En esa época estalla un conflicto con las fundadoras de la obra.

 
En mayo 1864 se encuentra con Esteban Pernet. 
Un año más tarde, el Padre le confía su proyecto de fundar una nueva familia religiosa. Primero rechaza esta llamada inesperada. Después acepta y deja todo por Jesucristo. Tiene 40 años.
 
En julio 1865 ,reúne la primera comunidad de Hermanitas de la Asunción. Al servicio de los enfermos, de las familias obreras y pobres, ellas quieren: "Procurar la Gloria de Dios par la Salvación de los pobres y los pequeños"
"Cuando el velo de la caridad toca el rostro de los pobres, el rostro de Jesús queda grabado por la eternidad." María de Jesús. El 7 de abril de 1870 se instalan en 57, rue Violet. Madre María de Jesús despliega las cualidades de su corazón, sus dotes de inteligencia y de organización en medio de toda clase de dificultades. Su fe se fortalece en las pruebas.
"Jesús, muéstrame a los pobres y correré hacia ellos con un corazón verdaderamente fraternal. Ayuda Señor a mi buena voluntad, suple mi inexperiencia, enséñame a ser : respetuosa, delicada,y discreta en su dolor." María de Jesús.
 
Durante cerca de 20 años, los Fundadores trabajaron juntos. En el momento de la muerte de Madre María de Jesús, el 18 de setiembre de 1883, el Padre Esteban Pernet, le dirá en presencia de la comunidad :
 
"No hemos tenido más que un sólo espíritu y un sólo corazón "
 
La misión que ha recibido María de Jesús, es la de permitir que el Carisma de Esteban Pernet se encarne y fructifique en la vida de las primeras hermanas y de las comunidades, y ser la "madre de esta pequeña obra que amo más que a mi vida", escribirá en 1873.
"La pobreza no me asusta. No temo que la Providencia nos falte."
María de Jesús
13/05/2011
Enregistrer au format PDF Imprimer l'article Enviar la referencia de este documento por email enviar por email
> Tous les articles remonter Remonter